Ahora lees: Capacidad de pago, esencial para obtener un crédito empresarial

Capacidad de pago, esencial para obtener un crédito empresarial

Economía y finanzas

Publicado por
Carmen

25 julio, 2021

Las compañías requieren de una inyección constante de recursos para hacer frente a diversos proyectos, aquí, la capacidad de pago es esencial al momento de solicitar un crédito empresarial.

“Estamos hablando de una métrica muy importante, que define, entre otras cosas, el monto y plazo que la empresa podría recibir”, dijo Sonny Tabares, Chief of Risk Officer de Creze.

“Este indicador mide la liquidez a mediano plazo, la capacidad de pago que tiene esa empresa con su flujo que no necesariamente son ingresos, para poder pagar sus deudas a corto o mediano plazo”, dijo.

“Es un múltiplo que refleja las veces que el flujo de una empresa cubre el pago de sus obligaciones contractuales o deuda”, comenta.

Con lo anterior, si la empresa presenta al menos una capacidad de pago de 1.5 veces, es muy probable que consiga un préstamo empresarial.

Para qué sirve

Esta es una herramienta para entender las obligaciones financieras que como empresa se tienen, que van adquiriendo y verificar que realmente las pueden pagar sin comprometer la operación de la misma.

“Esto facilita la toma de decisiones respecto a las inversiones que tienen que hacer o los recursos que tienen que conseguir para llevar a cabo un proyecto”, explica Tabares.

Cuando hay mayor capacidad de pago el endeudamiento va a ser menor porque se percibe un menor riesgo.

Qué se revisa

Para conocer la capacidad de pago de una compañía:

-Se suman todos los ingresos.

-Se suman los pasivos (gastos y/o deudas). 

El total de ingresos debe ser restado por el total de pasivos y el resultado (que debe ser positivo) debe mostrar la cantidad con la que se dispone para solventar el pago de la deuda a contraer.

“Al resultado de restar de los ingresos los gastos lo tomamos como el EBITDA” (Earnings Before Interest Taxes Depreciation and Amortization por su acrónimo en inglés).

De acuerdo con Tabares no se considera la depreciación y amortización, ya que no están afectando el flujo de efectivo, aunque tengan un efecto fiscal y contable en la utilidad.

¿Requieres un crédito empresarial? Analiza con un Asesor SOC tus opciones. Conoce más aquí

Etiquetas Populares

Capacidad de Pago

Crédito empresarial

Articulos Relacionados

Mantente actualizado

Para recibir más publicaciones de nuestro blog suscribete