Un crédito hipotecario es muy útil al momento de querer comprar una casa. Pero ¿qué te convendrá? ¿una hipoteca tipo fijo o una variable? Quédate a leer este texto y descúbrelo con nosotros.

Adquirir una vivienda es una decisión muy compleja. No sólo se tienen que revisar los pormenores de cómo debe ser, qué debe tener, su ubicación y los servicios a su alrededor.

También, se debe identificar si es necesario apoyarse y solicitar un crédito hipotecario que permita financiar el costo o valor de la casa o departamento.

Entonces, si este es el caso, es momento de saber si, acorde con nuestro perfil y necesidades, necesitamos un crédito con un tipo fijo o uno variable.

¿Qué es la hipoteca tipo fijo?

Una hipoteca con tipo fijo es un financiamiento hipotecario que se caracteriza por tener una tasa de interés definida.

Ésta no cambiará por ninguna razón durante todo el contrato o plazo del mismo.

No importa que en el mercado la tasa de referencia del banco central o de México suban o bajen, se respetará la que se te haya otorgado al firmar el contrato.

Con lo anterior con un tipo de interés constante durante todo el periodo, inalterable a las oscilaciones del mercado. De este modo, en todo momento sabrás a cuánto ascenderá tu pago cada mes por la hipoteca que contrataste.

Así evitarás contratiempos o sorpresas relacionados con el alza o baja de tasas de interés en el mercado.

Lo más importante es que te permitirá tener un mejor control de tus finanzas .

Tendrás claridad sobre cuánto debes destinar de tus ingresos mensualmente a cubrir el pago de tu crédito hipotecario.

Ventajas de una tasa de interés fija

El sitio vivanuncios nos habla de las siguientes ventajas al contratar una hipoteca con un tipo fijo:

  • Se mantiene el mismo porcentaje de la tasa de interés a lo largo de la vida del crédito.
  • Desde la firma del contrato se conoce la cantidad total a pagar por el crédito hipotecario más la tasa de interés. 
  • Las mensualidades también serán por una cantidad fija y nunca incrementarán.
Mejor hipoteca a tipo fijo

¿Cuál es la diferencia entre hipoteca de tipo fijo y tipo variable? 

Al momento de decidir por el tipo de tasa de interés para adquirir tu vivienda seguramente te preguntarás la diferencia entre éstas.

Ahora te lo contamos.

Tipo fijo

Como su nombre indica, el tipo fijo o tasa de interés fija es aquella que no va a cambiar durante el tiempo de duración del financiamiento. 

Así que su principal característica es que su nivel será el mismo si acabas de contratar la hipoteca o estás llegando a los últimos pagos.

En un tipo fijo no existirán variaciones sin importar si te encuentras iniciando tu crédito hipotecario o bien, lo estás por terminar de pagar. 

Es una manera de tener control de tus pagos y tranquilidad sobre tus finanzas porque conoces cómo será tu hipoteca de principio a fin.

Tipo variable

Una hipoteca con una tasa de interés de tipo variable se va a caracterizar por tener un porcentaje que va a cambiar en función del comportamiento de la tasa de referencia del Banco de México.

Por lo general esta hipoteca de interés variable se actualiza al año.

El ajuste se realizará en la fecha que se haya realizado la contratación, es decir, en cada aniversario.

¿Cuál es la mejor hipoteca de tipo fijo? 

En México existen diversos tipos de créditos hipotecarios. Cada uno tiene un costo total y éste dependerá del plazo, tipo de tasa de interés y de otros costos de la institución bancaria.

Por ello, la mejor hipoteca de tipo fijo dependerá de tus necesidades.

Para identificarla, puedes usar un comparador hipotecario. El que creó SOC te ofrece en minutos la información de varios bancos e instituciones financieras y todos los costos.

También, ofrece el acompañamiento de asesores financieros expertos en el tema que te pueden apoyar a entender cada crédito y elegir el que más te conviene conforme a tus intereses y presupuesto.

¿Es mejor cambiar mi hipoteca a tipo fijo?

Si tu crédito hipotecario se encuentra en una tasa de interés de tipo variable y piensas que el costo de tu hipoteca se ha incrementado notablemente y está desestabilizando tus finanzas personales, tal vez sea el momento de pensar en cambiar a una que tenga una tasa de tipo fijo.

Analizar esta posibilidad es fundamental, en especial cuando la economía está sufriendo desafíos y puede ocasionar que la tasa de referencia se incremente de manera continua, como está sucediendo actualmente en México.

La postura monetaria del banco central del país registro su decimoquinto incremento consecutivo desde junio de 2021. 

La tasa pasó de 4% a 11.25% lo que ha encarecido el dinero y ha ocasionado el alza en las tasas de interés en el país.

Cambia tu crédito hipotecario de tasa variable a tasa fija con la ayuda de SOC.

Visita socasesores.com

DEJA TU COMENTARIO

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí