Ahora lees: ¿Cómo puede ayudar a tu negocio el arrendamiento empresarial?

¿Cómo puede ayudar a tu negocio el arrendamiento empresarial?

Empresarial

Publicado por
Redaccion SOC

4 enero, 2022

Este modelo de financiamiento se posiciona cada día más, en la medida que empresas morales y personas físicas con actividad empresarial identifican el aporte que puede hacer a su crecimiento y su utilidad para alcanzar las metas u objetivos.

Aunque la cartera asociada al arrendamiento empresarial tiene un valor estimado superior a los 100,000 millones de pesos, tiene un potencial de crecimiento significativo debido a las ventajas de este tipo de financiamiento.

¿Qué es un arrendamiento empresarial y qué ventajas ofrece? 

Se trata de un contrato de arrendamiento en el que una arrendadora empresarial te renta un bien a un plazo determinado. Una vez vencido, puedes optar por comprar el activo por un precio previamente acordado, devolverlo, reemplazarlo o extender el contrato.

Representa una de las fuentes de financiamiento empresarial de mayor alcance porque te permite comprar todo tipo de activos estratégicos para la operación. 

Se diferencia de otras alternativas,  en que no es un préstamo y, por lo tanto, no genera registros en el buró de crédito ni incrementa los pasivos en el balance general. Además, aporta otras ventajas bastante atractivas:   

Liquidez para tus operaciones

La compra de activos supone una inversión importante que puede dejarte sin capital de trabajo. Con el arrendamiento empresarial no sucede eso porque solo debes pagar las rentas mensuales, teniendo la oportunidad de optimizar los flujos de efectivo e invertir el grueso del dinero en impulsar las operaciones diarias del negocio. 

Optimiza la estrategia fiscal

La propiedad no es tuya. Las rentas pagadas se registran como gasto operativo y, por lo tanto, son deducibles de impuestos. Lo cual te ayuda a reducir el monto final del impuesto sobre la renta, maximizando así las utilidades de la empresa después de impuestos. 

En el marco del régimen de arrendamiento del país, por ejemplo, la entidad arrendadora es quién paga los impuestos asociados a la explotación de bienes inmuebles. 

Adicionalmente, la normativa fiscal te permite: 

  • Deducir los gastos de gestión y mantenimiento asociados a los activos arrendados, como reparaciones y seguros, entre otros.
  • Considerar en la renta la “pérdida de valor” del activo, cuyo importe puedes deducir como gasto y es mayor a la depreciación.
  • Y respecto al IVA, tal y como sucede en el marco del Régimen de Arrendamiento, la arrendadora es quien asume el pago del impuesto al comprar la maquinaria. Tu lo pagas de forma diferida. 

Sin duda, un beneficio importante en un país como México, donde la tasa corporativa de las empresas alcanza el 30%, pudiendo afectar la competitividad respecto a otros mercados. 

Mejoras la gestión del riesgo y modernización capital de trabajo de manera constante  

Con este modelo de financiamiento, transfieres a la arrendadora empresarial los riesgos de obsolescencia, renovación y reemplazo de activos que tanto pueden afectar el patrimonio y liquidez del negocio. 

De hecho, una buena gestión en la estrategia de arrendamiento, deriva en la posibilidad de mantener equipos y maquinaria moderna en una empresa, permitiendo una mayor eficiencia en las operaciones. 

Al final, el arrendamiento empresarial supone una gran oportunidad y una de las fuentes de financiamiento empresarial que más beneficios y ventajas puede ofrecer. Sin embargo, es importante que para el éxito de este tipo de financiamiento, sea implementado a través de una asesoría adecuada por profesionales de experiencia, como la que entrega SOC.

Etiquetas Populares

Arrendamiento Empresarial

Crédito empresarial

Mantente actualizado

Para recibir más publicaciones de nuestro blog suscribete